cabezal
Ciudad Juárez | Dólar: COMPRA -VENTA -Suscribase Suscribase

Trasfondo

Ley de seguridad, vuelta al autoritarismo

 

Carlos Murillo González

Culpable o no, ahora tu libertad está en juego
Eduardo Cisneros
 

El fascismo trata afanosamente por establecerse de manera legal en México de mano de la clase política, esa amenaza permanente de hombres y mujeres sin escrúpulos capaces de escupir a su madre o vender la patria si es necesario con tal de seguir mamando del poder. La criminalización de la sociedad no sólo lleva en marcha lo que tiene Calderón de presidente espurio, ahora también será una excusa para reprimir cualquier manifestación legítima u antigubernamental.


Más Trasfondo

Juego de Ojos

Creación en las tinieblas


Miguel Angel Sánchez de Armas


La sombra del revolucionario, entrega pasada de Juego de ojos, provocó un tsunami de comentarios sobre la personalidad de Martín Luis Guzmán.

“Alguien que se supo muy bien acomodar entre la clase dominante”, expresó una lectora del norte de México.

“El mejor prosista, junto con Reyes y Novo. Impecable. De su amor por el periodismo y las letras, yo agregaría una anécdota final: murió sobre el escritorio con las galera de Tiempo en las manos”, consideró el columnista que a mi juicio es uno de los maestros del estilo en la prensa escrita contemporánea.


Más Juego de Ojos

 

MarcaPasos

Análisis descriptivo de la información oficial disponible sobre el COVID en Ciudad Juárez y el estado de Chihuahua


Leobardo Alvarado


Introducción

La crisis del coronavirus es multidimensional: de salud, económica, política y cultural. Es una crisis porque se trata de una situación o coyuntura que supone cambios que tornan ineficaces y ponen en riesgo procesos sociales, estructuras, objetivos y modos de actuar tradicionales, conocidos, usuales y experimentados.  Las crisis cuestionan la eficacia de esos factores sobre los resultados o expectativas que prevalecían antes de esa coyuntura. Generan inestabilidad, incertidumbre y temor. Pueden generar reacciones inesperadas y efectos que agudizan o mitigan las causas que producen la nueva situación o coyuntura. Es multidimensional, porque siendo una crisis de salud provocada por la diseminación de un nuevo virus, impacta las estructuras económicas y políticas y estimula nuevas formas de pensar y actuar en torno a muchos temas de la vida social, como son la responsabilidad individual y la vida en colectividad.


Más MarcaPasos

 

desde
España


¿Bendeciría EE.UU. un golpe blando en España?

Germán Gorraiz Lopez

Tras la implementación por el Gobierno de Sánchez del Estado de Alarma debido a la crisis del COVID-19, la sui generis democracia española habría devenido en una seudoautocracia en la que todos los poderes quedan concentrados en el Presidente y en su brazo ejecutor, el Ministerio de Sanidad. En esta tesitura, la oposición se encuentra desarbolada al verse incapaz de evitar la aparición en el BOE de los sucesivos Decretos-Leyes implementados por el Gobierno, quedándole tan sólo el recurso al pataleo traducido en caceroladas y escraches.


Más desde España


Por los caminos de Sancho

Belicosos


Renward García Medrano


Es difícil entender la lógica de los políticos; a veces ni ellos la entienden y se limitan a repetir patrones de conducta que funcionaron hace cincuenta años.  Algunos tienen un espíritu camorrista y suelen estallar con facilidad –“son de mecha corta”, dicen sus amigos– pero por motivos del todo incomprensibles, no dan la cara; agravian, calumnian, descalifican, desprestigian a sus adversarios, pero jamás mencionan sus nombres, como si quisieran evadir la responsabilidad de sus palabras.

Este lenguaje zahiriente pero indirecto, pudo ser útil a mediados del siglo XX, cuando había un partido hegemónico y un sistema piramidal de ejercicio del poder político, en el que un exceso verbal podría ser muy costoso. Pero en el siglo XXI y en un país que tuvo una transición democrática profunda y pacífica, el doble lenguaje de otros tiempos suena tan artificial como sonaría Shakira si quisiera adoptar el estilo de Libertad Lamarque. 

Los políticos de otros países tampoco suelen ser confiables, pero son menos barrocos. Lula, por ejemplo, tiene un talante optimista y llama a las cosas por su nombre; la actitud de Obama es abierta; destila eficacia y claridad. Pero el panismo en el poder sigue estancado en el rencor social soterrado que sale a la luz en el discurso ambiguo pero de una violencia emocional intimidante.


Más por los caminos

 

 

 

 
Juego de Ojos
 

 

¿Quién mató a George Polk?

Al amanecer del domingo 16 de mayo de 1948, un pescador macedonio, cuyo nombre ha quedado en el olvido, preparó sus redes y zarpó a las aguas de la bahía de Salónica. Iba alerta, oteando el horizonte con ojo experto en busca de señales de tormenta… o de lanchas patrulla. Eran tiempos difíciles de guerra civil y no pocos de sus compañeros habían sido detenidos por la policía de la dictadura que veía en los trabajadores de la mar a simpatizantes de la guerrilla comunista a la que combatía en una feroz guerra civil. De pronto, entre los trazos de bruma que flotaban sobre las tranquilas aguas, un bulto se interpuso en el camino de la lancha. Era el cadáver de George W. Polk, corresponsal de la cadena de televisión estadounidense CBS, atado de manos y con dos tiros en la nuca.

Miguel Ángel Sánchez de Armas

 

 

 

 

 

 

 

 

¿Quién mató a George Polk?

 

 

 

 

Miguel Ángel Sánchez de Armas

 

 

 

Al amanecer del domingo 16 de mayo de 1948, un pescador macedonio, cuyo nombre ha quedado en el olvido, preparó sus redes y zarpó a las aguas de la bahía de Salónica. Iba alerta, oteando el horizonte con ojo experto en busca de señales de tormenta… o de lanchas patrulla. Eran tiempos difíciles de guerra civil y no pocos de sus compañeros habían sido detenidos por la policía de la dictadura que veía en los trabajadores de la mar a simpatizantes de la guerrilla comunista a la que combatía en una feroz guerra civil. De pronto, entre los trazos de bruma que flotaban sobre las tranquilas aguas, un bulto se interpuso en el camino de la lancha. Era el cadáver de George W. Polk, corresponsal de la cadena de televisión estadounidense CBS, atado de manos y con dos tiros en la nuca.

 

Han pasado setenta y un años y las circunstancias de la muerte de Polk, como las del asesinato de Manuel Buendía hace 35 años, siguen siendo un misterio, aunque demasiadas las semejanzas: ambos fueron ejecutados para dar un ultimátum, en el mismo mes de mayo, con 36 años de diferencia. Un practicante de la cábala no dejaría de notar que Polk pereció en el 48 y Buendía en el 84... números invertidos. Quizá en un futuro lejano algún historiador descubra y publique los detalles de esas y otras violentas eliminaciones de periodistas que caracterizaron al recién pasado siglo XX y que en el México del XXI se multiplican con alarma. Hoy, los lectores no dejarán de advertir las semejanzas entre ambos casos.

 

Polk se había convertido en una espina en el costado de casi todos los actores en la guerra civil griega: los ministros de la dictadura, los funcionarios de la embajada de Estados Unidos, los militantes del Partido Comunista, los guerrilleros, aborrecían al locuaz periodista y deseaban su salida del país... y de este mundo. Polk debió haber sido un muy buen reportero para haber unificado en su contra a tan dispares actores. Lo usual es que los periodistas se ganen el odio de algunos y la adhesión –interesada- de otros.

 

En su tarea como corresponsal durante la sangrienta guerra civil que disputaba el control de la península helénica, Polk había acumulado una larga lista de malquerientes. A la guerrilla comunista la caricaturizó como una banda de rufianes; al gobierno griego como un hato de ambiciosos y corruptos políticos; al ministro de seguridad como gángster... y satanizó a Washington por su apoyo a la represora y sanguinaria dictadura griega.

 

Es pues entendible que la investigación del asesinato haya tenido mucho de simulación y farsa. La policía levantó cargos contra cuatro ciudadanos griegos: un militante de medio pelo del PC que estaba a cientos de kilómetros de Salónica el día del asesinato; un reportero supuestamente comunista que se encontraba en su oficina cuando el cuerpo de Polk fue arrojado a las aguas; la anciana madre de este, quien “confesó” para salvar a su hijo de la tortura, y un integrante del Comité Central del PC… ¡que había fallecido cuatro semanas antes!

 

 Las reacciones oficiales por la muerte del periodista de 34 años tuvieron como signo una gran hipocresía. El gobierno helénico juró que no escatimaría esfuerzos para dar con el o los asesinos, lo mismo que la Casa Blanca -que en aquel año de Dios de 1948 invertía un millón de dólares diarios en ayuda para aplastar al levantamiento comunista. ¿Cómo se dice “caiga quien caiga” en griego? Ah, sí: όποιος πέσει.

 

Con idéntica vehemencia, las burocracias en la Acrópolis y en el Potomac garantizaron la puntualidad de la investigación. En ambos rincones del globo caballeros de semblante adusto y grave continente condenaron casi con las mismas palabras el atroz hecho.

 

En Washington y en Nueva York los periodistas pusieron el grito en el cielo y se movilizaron. Fue creado un comité ad hoc encabezado por el legendario Walter Lippmann y rápidamente se instituyó un premio con el nombre del muerto. En pocos meses el comité aceptó los resultados de las investigaciones oficiales griega y yanqui y desde entonces cada primavera la crema y nata del periodismo estadounidense se congrega en una brillante ceremonia durante la cual se prenden medallas y se otorgan laureles en nombre del infeliz George W. Polk. Hay quien juzga que sus colegas “lo traicionaron cuando validaron las espurias pesquisas y el falaz proceso judicial” incoado en contra de unos chivos expiatorios.

 

Algunos reporteros neoyorquinos quisieron recabar fondos y viajar a Grecia para investigar el asesinato. Su propuesta fue eclipsada por el comité Lippmann, cuyos integrantes se limitaron al camino oficial y liquidaron así toda esperanza de una indagación independiente en el asesinato del periodista.

 

El premio George Polk se otorga a quienes “hayan demostrado imaginación y valentía” en el ejercicio del periodismo. Entre otros lo han recibido Edward R. Murrow, Walter Cronkite, Norman Mailer e I. F. Stone, quien en la recepción en 1968 dijo que estaba muy feliz por la presea y que deseaba decir algunas cosas sobre George Polk, “quien parece haber sido olvidado en estos eventos [...] Polk fue uno de los pocos periodistas estadounidenses que tuvo la valentía de ver más allá de las tinieblas de la guerra civil y apreciar la agonía y lucha del pueblo griego...”

 

La lista de periodistas mexicanos galardonados con el premio Manuel Buendía es igual de impresionante... y otra coincidencia: también el nombre del columnista era incómodo en algunas premiaciones, como fue el caso del llorado Julio Scherer, episodio del que ya me ocupé en este espacio. Gracias a Dios los gobiernos de ambos países tomaron cartas en el asunto: en 2007 el servicio postal gringo expidió un timbre con la imagen del reportero ejecutado y en 2017 nuestra lotería nacional puso en circulación un billete con la imagen del otro reportero ejecutado. ¡Eso se llama interés político, jurídico y social, faltaba más!

 

En el caso de Polk, como en el de Buendía, se requeriría de reporteros tan eficaces y tan comprometidos como ellos para resolver sus propios asesinatos. ¡Helas, eso no puede ser! Debemos conformarnos con el trabajo de otros periodistas que se niegan a someterse al silencio de las hemerotecas. En el caso que nos ocupa fueron Elias Vlanton y Zak Mettger, quienes en 1996 publicaron un libro en el que llegan a la descorazonadora conclusión de que pasado medio siglo, “no existe certidumbre sobre quién asesinó a George Polk.”

 

En ¿Quién mató a George Polk? (Who Killed George Polk?), nos enteramos de que la Comisión Lippmann y la propia CBS endosaron la teoría de la policía griega de que Polk había sido asesinado por la guerrilla comunista. A lo largo del texto Vlanton y Mettger pasan revista a la comedia de inconsistencias, fallas, ocultamientos y desviaciones que enturbiaron el caso, y descubren los velos que a lo largo de los años fueron tendidos sobre el caso: un agente secreto gringo que estuvo involucrado en las indagaciones declaró en 1974 que el juicio fue una farsa para encubrir a los verdaderos autores. En 1976, la corte suprema griega negó la petición de un nuevo juicio al periodista condenado, quien aseguró que la confesión le fue arrancada tras meses de tortura. En 1977 se demostró que era apócrifa una carta ofrecida como prueba en el juicio. En 1978 el gobierno griego negó la petición de uno de los dos “cómplices” sentenciados en ausencia para volver a Grecia y someterse a un nuevo juicio...

 

          Vlanton y Mettger apuntan: “Una pesquisa de 15 años en los archivos del gobierno de Washington y el análisis de los documentos particulares de algunas de las personalidades involucradas documentan que el gobierno griego y el Departamento de Estado se coludieron para acusar falsamente a personas inocentes en el asesinato de George Polk, y que algunas de las más respetadas figuras del periodismo estadounidense se hicieron de lado y lo permitieron.”

 

¿Debemos llegar a la conclusión de que quienes se aplican a la investigación de los crímenes en contra de la prensa gritan en el desierto? Eso es lo que desean propalar los espíritus del silencio. Eso es lo que debemos combatir los periodistas, viejos o jóvenes. Los ejemplos de George W. Polk y de Manuel Buendía son como luces en nuestro camino profesional y personal.

 

A ellos no les importará haber muerto si saben que su ejemplo quedó entre nosotros.

 

 

30 de mayo de 2019.


  

@juegodeojos  facebook.com/JuegoDeOjos sanchezdearmas.mx

 

 

Miguel Ángel Sánchez de Armas

jdosemanal@yahoo.com

sanchezdearmas@gmail.com

juegodeojos@gmail.com

Tuit: @sanchezdearmas

Blog: www.sanchezdearmas.mx

 

 

 -------------------------

Miguel Ángel Sánchez de Armas. : Profesor del postgrado en comunicación de la Universidad Iberoamericana, campus Ciudad de México. Doctor en comunicación por la Universidad de Sevilla. Autor de diversos libros, entre ellos Apuntes para una historia de la televisión mexicana; El enjambre y las abejas: reflexiones sobre comunicación y democracia, y En estado de gracia. Conversaciones con Edmundo Valadés. Fundador de la Revista Mexicana de Comunicación y de la Fundación Manuel Buendía, A.C. Ha sido conferencista en universidades del país y del extranjero y tiene numerosas participaciones en congresos nacionales e internacionales. Ejerce el periodismo desde 1968. Su columna semanal “Juego de ojos” se publica en México, Estados Unidos, Sudamérica y España.

 

 

3 de junio de 2019.


  

@juegodeojos  facebook.com/JuegoDeOjos sanchezdearmas.mx

 

 

Miguel Ángel Sánchez de Armas

jdosemanal@yahoo.com

sanchezdearmas@gmail.com

juegodeojos@gmail.com

Tuit: @sanchezdearmas

Blog: www.sanchezdearmas.mx

 

 

 -------------------------

Miguel Ángel Sánchez de Armas. : Profesor del postgrado en comunicación de la Universidad Iberoamericana, campus Ciudad de México. Doctor en comunicación por la Universidad de Sevilla. Autor de diversos libros, entre ellos Apuntes para una historia de la televisión mexicana; El enjambre y las abejas: reflexiones sobre comunicación y democracia, y En estado de gracia. Conversaciones con Edmundo Valadés. Fundador de la Revista Mexicana de Comunicación y de la Fundación Manuel Buendía, A.C. Ha sido conferencista en universidades del país y del extranjero y tiene numerosas participaciones en congresos nacionales e internacionales. Ejerce el periodismo desde 1968. Su columna semanal “Juego de ojos” se publica en México, Estados Unidos, Sudamérica y España.

 


  Imprime este texto


Más Información de Juego de Ojos

Creación en las tinieblas
La sombra del revolucionario
El género del silencio
La peste
El incidente de Tampico
Escribir en el apando
Retorno a Macondo
El león y el unicornio
Después del coronavirus
Morir de amor
El niño Fidencio
Todo se desmorona
Un libro llamado Ulises
Memoria de Los heraldos negros
Una cineasta nazi llamada Leni Riefenstahl
La Bestia
Diablo crucificado
¡Nunca más!
Mercaderes de la muerte
Una vida en el karroo

 
PUBLICIDAD
MÁS INFORMACIÓN

En recorridos Protección Civil invita
a juarenses a quedarse en casa
| Portada
Fallecen otros cuatro y llega
Juárez a los 264 decesos por Covid-19
| Portada
Invita Municipio a reflexionar sobre
salud en el Día Mundial sin Tabaco
| Portada
Ejecutan a dos hombre y hieren
a mujer a orillas del Camino Real
| Portada
Arrasan, reducen a ruinas ladrones
la primaria Federico de la Vega
| Portada
Suma Servicios Públicos
125 colonias sanitizadas
| Portada
Se incendia basura en un baldío
de Eje Vial y Perimetral Carlos Amaya
| Portada
Incauta la Border Patrol 36 mil
dólares en un retén sobre la I-10
| Portada
Arde de madrugada vivienda
abandonada en la Ex Hipódromo
| Portada
Soleado y con máxima de
35º C. para fin de semana: PC
| Portada
Acaba fuego con pertenencias
de familia en Cerradas del Sur
| Portada
¿Bendeciría EE.UU. un golpe blando en España?
| desdeEspana
Mueren otros 6 y Juárez llega a
los 260 decesos por Covid-19
| Portada
Asesinan a balazos a un joven
en el Infonavit Casas Grandes
| Portada
Invita Contraloría a servidores públicos
a presentar la Declaración Patrimonial
| Portada
Mueren siete más y eleva Juárez
a 254 los decesos por Covid-19
| Portada
Encabeza Alcalde la reunión
391 de la Mesa de Coordinación para
la Construcción de la Paz
| Portada
Detienen municipales a tres sujetos
por el delito de secuestro exprés
| Portada
Ejecutan sicarios a hombre
en Parajes de San Isidro
| Portada
Arrojan a encobijado en
baldío de Lomas del Valle
| Portada


Gotera

    Nadar de muertito.

    Paros.

    Protestas.

    Y plantones, de nada sirvieron.

    Nadie en Gobierno del Estado escuchó a los obreros en repetidos actos de inconformidad contra las decenas de maquilas que se negaron a cerrar para evitar el contagio del Covid-19.

    De principio a fin, a lo largo de nueve semanas, el gobernador y su patronal gabinete de trabajo, social, de salud y economía nadaron de muertito para cumplir con la vergonzante meta de omisión y vista gorda.

    Eso sí, fue todo un desafío de magia, conmiseración y malabarismo en la mayor feria de korima y limosna que se haya visto en el rancho como aparato distractor y aparentar el mayor esfuerzo por aliviar las carencias del pobrerío.

    En ese empeño, GobEdo emparejó ese largo tenederete de distracción y sana-sana-colita-de-rana precisamente a ese tramo de primera, segunda y tercera fase de la pandemia.

    Todo menos parar la maquila y el transporte.

    Hasta lo imposible se hizo porque pasara inadvertido el incumplimiento del decreto federal que ordenaba el cierre de toda empresa de actividad no esencial.

    Cosa tan escandalosa que por supuesto todo mundo de enteró de la ilegal operación de buena parte de la industria extranjera durante la Jornada Nacional de Sana Distancia (Jnsd / 23 de marzo-30 de mayo) que recién termina.

    Irregularidad que sin duda derivó en la contaminación y muerte de trabajadores, aunque no haya autoridad que trabaje por establecer en qué medida.

    Pero uff¡ al fin termina el chorrillo, don Javier ya no tendrá porque escurrir el bulto, y pronto se verá como sale ufano a decir que Juárez reanuda la --para muchos miles nunca interrumpida-- actividad de maquila en el ramo automotriz, ya 'esencializada' a partir de junio.

    La mortandad de ese trecho y sector irá, aquí sí, al archivo muerto, se le echará tierra al asunto...y nadie pagará por esas muertes.


Más Gotera

Leviatán

Te crees mucho


Ramón Quintana Woodstock

 

¡Te crees mucho! ¡te crees mucho!. No hace muchos años escuchaba esa frase en represalia porque no llegaba temprano a casa, y cuando lo hacia siempre estaba de mal humor. Una pequeña fortuna de billetes me había deslumbrado, tenia dos trabajos y uno de ellos me servía para sufragar toda la cerveza del mundo. Dilapidaba el dinero como si abundara, estaba en una segunda adolescencia pero ahora no pedía fiado, era un adultecente: me divertía como niño con cartera de grande, creo que lo único que me faltó para ser un idiota completo era comprar videojuegos, lo cual no hice, nunca me gustaron, así que me salvé por un pelito, solo era medio idiota.



Más Leviatán

La Nota Nostra

Epistemólogo del gossip. Literal

 

Ramón Quintana Woodstock

 

La primera imagen que vi en ese periódico fue a un señor que se la salió el cerebro del impacto que sufrió en un choque.  El cerebro estaba en la vía pública y el cuerpo desollado dentro del auto. Literal. Las frases groseras y el lenguaje ramplón hicieron que muchos se identificaran con el vespertino, un tabloide lleno de casas de citas y con un poster de una mujer enseñando casi todo, algo que raya en la pornografía, pero nadie dijo nada y dudo mucho que alguien lo haga. En tiempos del PRI, ni pensarlo, el propietario es un tipo que se codea con gobernadores y gente muy caca-grande del partido exdueño de México. Que, por cierto, este señor vive en El Paso en la zona más rica, y mientras usted y yo estamos renegando por tanta idiotez que publican en sus periódicos, él desde la montaña se asoma hacia Juárez aplaudiendo a los muertitos para seguir abrevando de ellos, y vender más PM. Literal.

 

Mediometro

¿Por qué no hay obra pública importante de Gobierno del Estado en Ciudad Juárez?
No hay dinero, como afirma el gobernador
Represalia por no haber votado por el PAN
Como dice Corral: es "lo que Juárez merece"
Se guarda el dinero para la campaña del '21
Porque el gober se volvió 'chihuahuita'
Se usa el presupuesto para 'cultivar' voto panista
Demasiado dinero en propaganda oficial
Se da el recurso a grupos y asociaciones 'azules'
No alcanza porque funcionarios tienen supersueldos
     Resultados

DesdeJuárez

La pandemia no frena la política

 

Juan Hernán III Ortíz Quintana

Sé lo que tengo que decir, pero cómo empezar.

Tal vez sea por la emergencia sanitaria y la falta de cervezas. Dicen que ya surtieron las tiendas de nuevo. ¿Será?

Un amigo tiene un restaurante. A veces abre, otras no. Para vender necesita comprar insumos, si no vende suficiente el costo es mayor a la ganancias. Ante esa situación resulta menos riesgoso no abrir. Pero no abrir implicará ¿cerrar definitivamente?


Mas Juárez

Sindéresis

Catálogo de virus

 

Francisco Flores Legarda


“No somos seres humanos viviendo una experiencia espiritual; somos seres espirituales viviendo una experiencia humana.”
Jodorowsky


En México nos acercamos al proceso de desconfinamiento, con la certeza de que el SARS-Cov2 se mantendrá no sólo en el catálogo de virus recurrentes. Nos acercamos al primero de junio, para invocar a todas las personas que mantuvieron las actividades esenciales asumiendo riesgos para que los demás nos mantuviéramos alejados de posibles fuentes de contagio.

En el recuento algún día, espero pronto, tendremos la relación de los esencialistas fallecidos. En ella se incluirá no sólo al personal médico-sanitario. Miembros del Ejército, de la Marina, de las unidades de policía, de abarrotes y supermercados, trabajadores del sector energía y de las telecomunicaciones, de la distribución de agua potable y de recolección de basura, los empleados de sucursales bancarias.


Mas información

 

 

© Copyright 2020, Arrobajuarez.com.
direccion@arrobajuarez.com